Junto a 48 voluntarios de Green Glass y Haciéndola le seguimos dando vida al parque urbano más grande de Latinoamérica, esta vez plantamos más de 250 árboles nativos.

Durante esta jornada estuvimos realizando una nueva reforestación de especies nativas. En esta oportunidad plantamos quillay, belloto, huingán, pimiento, molle, chañar y quebracho.

Green Glass se sumó a nuestra cruzada el 2018, creando los vasos oficiales de Reforestemos ilustrados de árboles nativos como el canelo, boldo y coihue, contribuyendo así a la reforestación. Y es que, por cada pack vendido, se dona un árbol para los bosques nativos de Chile.

Los bosques son los principales proveedores de oxígeno del mundo, base para la subsistencia de todos los seres vivos. Además, gracias a éstos, la biodiversidad tiene un hogar para refugiarse y los recursos naturales seguir su curso. Plantar árboles nativos conlleva un sinfín de beneficios y actividades como estas permiten recuperar estos ecosistemas tan importantes.

Juan Nuñez, jefe de RR. HH de Green Glass: “Lo que nos hace una empresa comprometida con el medio ambiente no es solo expresar al mundo que lo hacemos y listo. Esto va más allá, es generar una cultura y para eso comenzamos por “casa”, es sumamente importante que cada uno de nuestros colaboradores se impregne de nuestros valores y que el cuidado del medio ambiente se transmita a sus familias, amigos, etc”

;
Soledad Corti Otaegui

Soledad Corti Otaegui de Chile ha plantado 1 árbol en la Patagonia.